miércoles, 6 de noviembre de 2019

Causas de la Reforma Anglicana

Enrique VIII se aprovechó de la fragilidad de la Iglesia para ampliar su poder. Para ello, primero pidió la anulación de su matrimonio con Catalina de Aragón, tía de Carlos V, emperador del Sacro Imperio.El historiador Claudio Vicentino, en su libro Historia - Memoria Viva, afirma que la cuestión de la anulación del matrimonio de Enrique VIII fue sólo un pretexto para apoderarse de las tierras de la Iglesia Inglesa, retirando así la base del poder temporal de la Iglesia.


Enrique sabía que difícilmente la Iglesia anularía su matrimonio, pues los Habsburgo (familia influyente y con muchos soberanos en Europa) combatían al movimiento reformador y el Papa no crearía problemas para el sistema de poder internacional que lo ayudaba en la lucha contra la "herejía protestante ". Fue lo que pasó. La Iglesia Católica no anuló su matrimonio.

La negativa de la Iglesia 


Ante esta negativa, Enrique VIII fue al Parlamento y dijo que su matrimonio era una cuestión de Estado, pues implicaba la sucesión al trono y era inadmisible que un poder fuera de Inglaterra (poder papal) se creía capaz de decidir un asunto de competencia del Estado . El Parlamento apoyó al rey que, en 1534, creó el Acta de Supremacía.

Por ese acto, se creó una Iglesia del Estado, la Iglesia Anglicana, los bienes de la Iglesia Católica en territorio inglés fueron confiscados y quedó definido que la autoridad máxima de esa nueva institución religiosa sería el rey, pero delegando esa función al Arzobispo de Canterbury.

Por ese tiempo, Enrique VIII amplió su capacidad de actuación, consiguiendo más recursos para ejecutar su política. Fue un paso importante para la afirmación de la autoridad real. Así se procesaba el absolutismo real en Inglaterra.

Otro factor diferencial en la Reforma Inglesa es que la gran mayoría de los clérigos aceptaron la nacionalización de la Iglesia Inglesa, y por eso no hubo quiebra en la sucesión de los Arzobispos de Canterbury que comenzó en el 597 dC con San Agustín de Canterbury y hoy ya está en el 105º con Su Gracia Justin Welby.

Características e ideas del anglicanismo

Como el rey no era teólogo, como Martín Lutero y Juan Calvino, la solución doctrinal para la Iglesia Anglicana fue la adopción de la predestinación calvinista, pero con el mantenimiento de elementos retirados del catolicismo. Esto creó un intenso debate religioso en Inglaterra involucrando a católicos y calvinistas (puritanos).

Fue Thomas Cranmer, el Arzobispo de Canterbury de la época, el mentor teológico de la Reforma anglicana, elaborador del Libro de Oración Común, libro que contiene la Liturgia básica utilizada en la Iglesia Anglicana y que en el reinado de Elizabeth se convierte en el máximo líder de los anglicanos.

El anglicanismo resultó de la combinación de ideas católicas, luteranas y calvinistas. En síntesis, establecía los siguientes principios:


  • Extinción del culto a los santos.
  • La Biblia es la única fuente de fe.
  • La salvación humana se da por la predestinación.
  • Cristo está presente en la eucaristía en espíritu.
  • Mantenimiento de dos sacramentos: el bautismo y la eucaristía.
  • Culto celebrado en inglés.
  • Liturgia (ceremonia religiosa) semejante a la del catolicismo.
  • Jerarquía eclesiástica semejante a la del catolicismo, menos el Papa, pues el jefe de la Iglesia anglicana era el propio rey.


No hay comentarios:

¿Te ha resultado amena la entrada del blog?